img




Dumo Arte S.L.

Galería Dumo Arte S.L.

Descripción e imágenes de las últimas creaciones y actuaciones de Dumo Arte S.L.

Centro de Interpretación de Navardún

El Torreón de Navardún

Sarcófago de Castiliscar

Navardún ha desempeñado un papel protagonista en las relaciones navarro-aragonesas. Existen lugares que conservan el encanto de la historia y nos envuelven con las sensaciones y vivencias de los tiempos más remotos.

El Torreón de Navardún es un escenario único que permite iniciar un viaje al pasado pleno de rigor, impacto y contenido.

El conjunto, formado por torre y recinto, se sitúa sobre un promontorio escarpado, controlando las dos márgenes del río. Se accede por uno de los lados menores, en donde también se alza la espléndida torre del homenaje, como demostración del poderío del barón o señor feudal.

Laboratores, Oratores y Bellatores conforman la estructura social de una època marcada por la rígida división en estratos, el feudalismo y la relación de vasallaje. Los que trabajan, los que rezan y los que combaten constituían la sociedad de la Alta Edad Media, que comprendía una amplia base de siervos, con función económica y demográfica; el clero, hombres de oración y guardianes de la cultura, y, en la cima, la nobleza, que ejecutaba la justicia y defendía la tierra.


En la planta sótano del torreón se explica la intrahistoria centrada en la vida cotidiana. En la primera planta, por su parte, el centro analiza la vida de los trabajadores, agricultores, ganaderos, artesanos, comerciantes y cambistas que rendían relación de vasallaje a un señor a cambio de protección y justicia, y que constituían la base de la pirámide social.

Sarcófago de Castiliscar

Sarcófago de Castiliscar

Sarcófago de Castiliscar

Castiliscar, es lugar donde ya con anterioridad, en el siglo XVII han tenido lugar hallazgos de antigüedades romanas. La parte del sarcófago que se conserva mide 2'23 metros de largo por 0'74 de altura y en su superficie, en bello alto relieve, se encuentran esculpidas de izquierda a derecha, las siguientes escenas: la resurrección de Lázaro, la curación de la Hemorroisa, una orante, un personaje que presenta al Señor, un pez en un plato, la conversión del agua en vino y la adoración de los Reyes Magos.

Total diez y seis figuras distribuidas en seis asuntos. La resurrección de Lázaro está tratada del modo tradicional que tiene su origen en las pinturas del cementerio de San Calixto del siglo I I de nuestra era. El sepulcro de Lázaro estárepresentado por un pequeño templo o edícula con su frontón sobre dos columnas lisas. Por una escalinata se as ciende a la puerta de la edícula, en la que se encuentra el muerto fajado como una momia.

Jesús entre dos personajes con la vara mágica en la mano derecha toca el cuerpo de Lázaro, ordenándole salir del sepulcro. La segunda escena representa el milagro de la curación de la Hemorroisa en forma también ya antigua. La mujer arrodillada, toca con la mano la punta del manto del Señor.

A la izquierda de Jesús un personaje, seguramente uno de sus discípulos, tiene un rollo en la mano y luego viene una orante con las manos en alto en forma que tampoco se sale de los moldes trazados por otras representaciones de idéntica clase. Después un personaje presenta al Señor un pez sobre un plato, representación de la multiplicación de los panes y peces, y a contiuuación el milagro de las bodas de Caná en una sola de sus especies, en la de la conversión del agua en vino.

Exvotos Celtíberos

Exvotos Celtíberos

Exvotos Celtíberos

Los ajuares funerarios con armas son la fuente de información más importante para el estudio del armamento de la Edad del Hierro, además de los textos grecolatinos y las imágenes de guerreros en esculturas, exvotos, estelas, vasos cerámicos y monedas.

En la Meseta como en el mundo ibérico el modelo habitual es la caetra o pequeño escudo circular, aunque por las fuentes y la iconografía de relieves y exvotos sabemos que también se emplea un escudo alargado muy común entre los pueblos galos, el scutum.

En suma, el equipo estándar celtibérico se compone de una espada y/o puñal con su correspondiente vaina, una o dos lanzas y un escudo. Un aspecto interesante es la inutilización voluntaria del armamento al amortizarse en las tumbas, evidente sobre todo en las espadas y soliferrea, que aparecen ocasionalmente dobladas, pero extensible también a lanzas y escudos mediante la destrucción en la pira o fuera de ella de sus partes perecederas. Este hecho que no es exclusivo de los celtíberos, pues también lo practican celtas, iberos y lusitanos, cabe interpretarlo como un acto ritual que connota la muerte del arma en consonancia con el trance del guerrero, aunque no hay que descartar que responda a veces sin más a una necesidad práctica de adaptación al reducido espacio del enterramiento.

Los Pueblos Celtíberos

Los Pueblos Celtíberos

Castillo de Pintano

La Celtiberia es un territorio histórico, bien definido por la información que nos proporcionan diferentes escritores clásicos que describieron las tierras del interior de la Península Ibérica. La considerada como Celtiberia histórica, ocupó el Sistema Ibérico central y el margen de las tres cuencas sedimentarias que lo rodean: Ebro, Duero y Tajo.

Para el caso de los celtíberos, la interpretación de su nombre tuvo dos significados distintos. Por una parte, Diodoro, apoyándoseen datos de Posidonio, los interpretó como mezcla racial de íberos y celtas. Por otra, Apiano indicaba que correspondían a celtas asentados entre los íberos; opinión defendida también por Estrabón, que se refiere a ellos como «los celtas que hoy se llaman celtíberos y berones».

Extensión de los celtíberos:

Valorando al mismo tiempo fuentes textuales, epigráficas y arqueológicas, tradicionalmente se sitúa a los celtíberos entre los ríos Ebro, como límite norte, y nacimiento del Tajo y Turia como límite sur.

Por el oeste ocupan toda la provincia de Soria, y por el este se asientan en el valle de la Huerva, tal como indican la excavaciones de Botorrita y Herrera de los Navarros .

La frontera oriental con lo ibérico fluctuaría en torno al río Aguas Vivas , siendo el Martín un río con abundantes yacimientos ibéricos.

En Lécera , Muniesa , Azaila , Alloza y Oliete se encuentran los poblados limítrofes con lo celtibérico, junto con el yacimiento de Juslibol en el Ebro, relacionado, si no identificado, con la ibérica Salduie.

En Juslibol, al igual que en Azaila, es destacable la presencia de una ciudad hallstáttica o posthallstáttica en la base de lo ibérico, con una perduración hasta el s. III a.C.

Más al Sur, la tésera de Fuentes Claras y las inscripciones de Peñalba de Villastar marcan la frontera suroriental de lo celtibérico.

Castillo de Pintano

Castillo de Pintano

Castillo de Pintano

Construcción avanzada del reino de Navarra en Aragón. Estuvo situado cerca de Undués, en territorio de la actual provincia de Zaragoza. En 1290 era alcaide Roy Pérez de Echálaz, con la elevada retenencia de 20 libras y 100 cahíces de trigo al año. En los primeros años del siglo XIV estaba a cargo de Pedro Ximénez de Iriberri. En 1315, siendo alcaide Pero Iñiguez de Lumbier, se hicieron obras, que proseguían en 1318, rehaciendo de nuevo uno de los muros. Al año siguiente se rehizo el palacio y las garitas, que se habían caído.

En 1328 era alcaide Ferrán Enríquez, con una asignación anual de 15 libras y 75 cahíces. Volvieron a hacerse obras en 1345, por Jimeno García y García Garceiz, mazoneros de Uriz. Carlos II confió la guarda en 1351 a Iñigo Ruiz de Lumbier, escudero, con sólo 8 libras y 40 cahíces de salario. En 1362 tenía el alcaidío Fernando de Ayanz, el cual disponía de una guardia de 10 hombres, ante el peligro de ataque por la parte de Aragón.

Carlos III el Noble nombró alcaide en 1387 a su chambelán Remón de Esparza. En 1396 mandó el rey poner remedio al mal estado de la torre del castillo. Le sucedió en 1402 Rodrigo de Esparza, caballero, recién terminadas las obras, y puso como lugarteniente a Juan Ruiz de Burdaspal.

Tres años después, en 1405, un rayo derribó la torre mayor del castillo, que albergaba el dormitorio del alcaide. Fue reparada por los canteros Domingo y Sancho Sendoa, de Garde, que hacían constar en las cuentas que la situación aislada del castillo dificultaba en gran manera el acarreo de material para las obras. A la vez se rehicieron las cámaras y el algibe. Hacia 1420-1425 era lugarteniente de alcaide Blasco de Isaba. En 1424 le sucedió Eneco Gorría, y al año siguiente, Miguel Pérez de Rácax.

En 1429 la reina Blanca nombró alcaide a Pero Blásquiz, alcalde de Roncal, que estuvo al frente hasta 1443. Ese año le sustituyó Pero Sanz de Oroz, y a éste a su vez, en 1452, Sanzol de Garde. En 1461 tenía el castillo Iñigo Sanz Mendigacha. Por este tiempo defendían el castillo 20 hombres de armas roncaleses, al mando del capitán Miguel Bereterra. En 1463 lo defendía Pedro Mendigacha, hijo del citado Iñigo Sanz, percibiendo por ello 100 florines. Todavía en 1464 aparece un nuevo alcaide, Juan Arnalt de Ochagavía; posiblemente el último que tuvo la fortaleza.
Las cuentas de la merindad del año 1482 se refieren al castillo de Pintano, como "derribado tiempo ha".

Juan Fernández de Heredia

Juan Fernández de Heredia

San Miguel ÁrcangelNació hacia 1310 en Munébrega (cerca de Calatayud, actual provincia de Zaragoza). En 1328 ya era miembro de la Orden del Hospital, ocupando cargos en Alfambra y Villel (1333). Llegó al honor de Castellán de Amposta en 1345, la dignidad más alta de la Orden en la Corona de Aragón. En 1355 es prior de la Orden en Castilla.

Desde 1356, el apoyo del papa Inocencio VI le vale ser prior de Saint-Gilles, afincándose en la corte papal de Aviñón, donde el Papa lo nombra gobernador de la ciudad y le encarga su defensa, para la que mandará construir unas famosas murallas.

Mantendrá buenas relaciones con los siguientes papas Urbano V y Gregorio XI, así como con el también aragonés Benedicto XIII (antipapa); de hecho, y siempre según el gran historiador aragonés Jerónimo Zurita, cuando Pedro Martínez de Luna, Cardenal de Aragón y ya papa Benedicto XIII, llegó a ocupar el trono pontificio en el exilio papal de Aviñón, encontró pignorados incluso los ornamentos sagrados de la capilla reservada al titular de la Sede de Pedro y fue don Juan quien, con sus bienes, rescató a don Pedro de tanta necesidad y le permitió, con ello, inaugurar con fuerza su largo y dramático mandato. Desde la Sede papal Heredia fue embajador de los monarcas de Aragón Pedro IV y Juan I.

Fue investido Gran Maestre de la Orden de San Juan del Hospital el 24 de septiembre de 1377 y lo fue hasta su muerte en 1396. Desde tales cargos, Heredia colaboró tanto con el Papado como con los reyes de Aragón y Castilla, a cuya disposición puso la fuerza militar más compacta de la Cruzada en aquel momento.

En 1377, el Maestre preparó una expedición militar a Morea, a donde se dirigió desde Nápoles para anexionar Acaya a las posesiones del Hospital, y conquista Naupacto (Lepanto) a los albaneses, si bien el buen comienzo de la expedición se estropeó cuando Heredia fue capturado en el golfo de Arta. Navarros y albaneses reconquistaron Naupacto, pero Heredia pasó en cautiverio dos años. Repuesto de estas malandanzas, Heredia supo resistir al Imperio otomano durante las dos décadas de su mandato y defendió la sede de los Hospitalarios de Rodas; es más, ocupó Corinto y defendió con éxito Morea. Fue enterrado en Caspe, en un hermoso sepulcro monumental.

San Miguel Árcangel

San Miguel Árcangel

San Miguel ÁrcangelY fue vista en el cielo otra señal: vióse un dragón grande y rojo, que tenía siete cabezas y diez cuernos y siete diademas en sus cabezas; y con la cola arrastraba la tercera parte de las estrellas del cielo y las arrojó en la tierra. Después de lo que está dicho, se siguió el castigo de Lucifer y sus aliados. Porque a sus blasfemias contra aquella señalada mujer, se siguió la pena de hallarse convertido de ángel hermosísimo en dragón fiero y feísimo, apareciendo también la señal sensible y exterior figura.